Mire hacia arriba

¡Mire hacia arriba!

Esta es una publicación reciente de Jane Hansen Hoyt en Facebook

Vivimos en un día en el que lo que vemos y oímos deben ser herramientas del Reino Celestial. A veces se nos requerirá tomar decisiones en un parpadeo. No podemos depender del razonamiento, sino de lo que nuestros ojos y oídos nos han enseñado de cómo obra el Cielo.

Es interesante notar que cuando el ciego fue sanado en Betsaida y él abrió sus ojos, él vio hombres como árboles, caminando. Pero entonces, Jesús puso Sus manos sobre sus ojos otra vez y LO HIZO VER HACIA ARRIBA (en la versión en inglés). ¡Allí fue cuando él fue restaurado y ya vio a todos con claridad!

¿Quiere usted ver claramente? Desde la perspectiva del cielo, necesitamos ver hacia arriba. Es al ver las cosas desde una perspectiva hacia arriba que podemos comenzar a caminar con esa perspectiva ascendente.

  • Jesús le puso otra vez las manos sobre los ojos, y el ciego recobró la vista y pudo ver a todos de lejos y con claridad. Marcos 8:25
  • Pongan la mira en las cosas del cielo, y no en las de la tierra. Colosenses 3:2
  • Elevo mis ojos a los montes; ¿de dónde vendrá mi socorro? Mi socorro viene del Señor, creador del cielo y de la tierra. Salmos 121:1-2
  • ¡No sabemos qué hacer, y por eso volvemos a ti nuestra mirada! 2 Crónicas 20:12
  • ¡Señor, quiero ver con claridad! No me dejaré distraer por las cosas del mundo que me rodea. Mantendré mis ojos, mis oídos y mi corazón dirigidos totalmente hacia Ti. Tomaré decisiones desde la perspectiva del Cielo y viviré en Tu llamado ascendente.

roca firma

La Roca firme, Jesucristo

Este es una parte de un vídeo reciente de Jane Hansen Hoyt en YouTube. Mensaje en el vídeo completo.

Haré referencia a un himno antiguo. “Mi esperanza está firme solamente en la Sangre de Jesús y su justicia”. Escuche este verso.

“Su juramento, Su pacto, Su sangre me sostiene en la abrumadora inundación. Cuando todo lo que rodea mi alma cede, Él es toda mi esperanza y mi ancla.”

Uno ve la agitación y todas las cosas en la vida, pero Dios ve a Cristo en nosotros. Y Él se complace. Él es aquel en quien nos plantamos firmes en los tiempos difíciles, cambiantes. Nuestros pies están plantados en la tierra firme, en la Roca firme que es Cristo Jesús. ¡Es asombroso! ¡Es maravilloso! Es la forma que Él ha provisto para que nosotros caminemos en el mundo cuando enfrentamos cosas difíciles. Que Dios los bendiga. ¡Todo estará bien!